novedades |

La tecnología TCI de Volvo puesta a prueba

El test demostró que el camión con TCI consume menos, arrojando además potencial de ampliación si se toman en cuenta la falta de deflector de techo y un motor no ablandado en la unidad utilizada.

Volvo Trucks, líder en transporte pesado, innova permanentemente para seguir mejorando el costo operativo de sus camiones. En abril del 2019 Volvo lanzó la Tecnología de Consumo Inteligente, una evolución profunda en el tren motriz de sus camiones de la línea F, motores de 13 litros para lograr mejorar el consumo y corregir posibles desvíos en forma automática.

Surfrigo, empresa dirigida por Matías Eliceche, quiso corroborar el potencial de ahorro antes de renovar su flota y su análisis luego del test fue contundente: “Salimos a probar la nueva tecnología de consumo inteligente de Volvo, la cual, suma al buen rendimiento que ya tenemos de los camiones, un ahorro del 9%. Esta nueva tecnología hace que elijamos renovar parte de nuestra flota con este nuevo modelo de camión ya que nos representa un ahorro de más de 1 camión por año”.

Para poder realizar la comparación, Surfrigo pidió a Volvo armar un test drive con un camión de su propia flota. La unidad utilizada fue un Volvo FH460 6X2T sin TCI con 108.107 kms (ya ablandado) al inicio del viaje, equipado con cabina Globetrotter con deflector de techo y con una Carga Neta de 26.400 kg para lograr un PBTC de 48.000 kg. Por otro lado, se preparó un camión FH460 6X2T de Volvo con TCI y 6.300 kms (sin ablandar), cabina Globetrotter sin deflector de techo y una Carga Neta de 25.200 kg para lograr un PBTC de 48.000 kg.

El objetivo fue comparar, en la misma situación de carga y en el mismo momento el rendimiento de un FH 460 6x2T con semi-remolque térmico de su propiedad versus la misma configuración con la nueva Tecnología de Consumo Inteligente. Los dos vehículos partieron y llegaron al mismo momento, interviniendo exactamente en las mismas condiciones de clima, algo muy importante para lograr una correcta comparación. El recorrido fue de 1.600 km con un factor de Carga de 75% en una topografía mixta, y los conductores también fueron alternando.

El test demostró que el camión con TCI consume un 9% menos, arrojando además potencial de ampliación si se toman en cuenta la falta de deflector de techo y un motor no ablandado.

Leonel Benítez, Responsable de Operaciones Técnicas de Surfrigo puntualizó: “Como resultado de la prueba hemos notado un ahorro de 3 litros de combustible cada 100 kilómetros, si llevamos estos 3 litros a nuestro recorrido habitual, representa para una unidad en un año un ahorro de 4.700 litros”.

Volvo Trucks analizó el comportamiento del camión con TCI en las distintas topografías.

En subida: el consumo del TCI siempre fue menor, incluso bajando a 11va marcha en alguna pendiente. Los valores rondaron entre un 7 y 8% de reducción. No se mostró pérdida alguna de rendimiento.

En llano: Es la condición donde el ahorro es mayor. En el test, en condición cargado, el camión con TCI mostró un promedio de más de 11% de ahorro.

En bajada: El camión no necesita todo el torque disponible ya que la pendiente y la carga proveen la energía necesaria para el movimiento. Si está bien utilizado, combinando freno de motor y I-Roll (rueda libre) no debería haber grandes diferencias, sin embargo, ante un mal manejo, el sistema de Aceleración Inteligente permite reducir consumos.

La Tecnología de Consumo Inteligente a través de una electrónica más rápida, nuevos programas de motor y caja, un sistema de aceleración inteligente y un motor con menor rozamiento interno logra un rendimiento superador y demostrable.  Enfocado en maximizar la rentabilidad del negocio de sus clientes, Volvo sigue innovando en pos de reducir el costo de operación mediante la incorporación de tecnologías cada vez más eficientes.

También podría interesarte: