El sector de cargas en un solo lugar

utilitarios |

Test Drive: Mercedes Sprinter Furgón Mixto 4+1 (3ra parte)

En esta última entrega, nos centramos en la parte mecánica, prestaciones, sensaciones y pros y contras al volante del Sprinter Mixto 4+1.

test-drive-mercedes-sprinter

Vigente, y más que nunca (en Europa este motor fue reemplazado por uno Euro 6), el eficiente 2.1 biturbo pasó de 150 a 163 caballos y recibió algunas modificaciones como la reducción de la fricción de los componentes en su interior o el nuevo sistema de dirección asistida eléctrica que aporta a la reducción de consumo de combustible mientras que facilita las maniobras, algo que pudimos apreciar mientras la estacionábamos en las calles de CABA.

Acoplada a esta clásica y muy querida mecánica encontramos una nueva caja manual de seis marchas que se destaca por el aumento de transmisión de torque, reducción de peso y dimensiones, y por incluir de serie la preinstalación de una toma de fuerza, un plus para aquellos usuarios que utilizan implementos en versiones Chasis.

En la práctica es muy cómoda para manejar ya que la posición ideal se encuentra rápidamente y al milímetro, lo mismo para el botón de arranque: adiós llave. Mientras repartíamos algunas revistas y oficiábamos de transporte “amigo” llevando un lavarropas con envío puerta a puerta –obvió, ni para el gasoil nos tiraron una moneda…–, nos encontramos con una suspensión levemente tirando a rígida, no tanto como los furgones de Stellantis, más similar a un Transit.

Te puede interesar: Mercedes cambia una pieza importante del Sprinter ¿De cuál se trata?

Esto es porque se realizaron ajustes en la suspensión del chasis de la Sprinter que no modifican la capacidad de carga pero que elevan el equilibrio en la carrocería copiando debidamente las imperfecciones del asfalto.

La dirección es una delicia en plena urbe, sobre todo para estacionarla. Una lástima que los espejos sean angostos (y no tengan plegado eléctrico) y que se dificulte la visibilidad hacia atrás debido al parante de la guía de la ventana. Un tema de diseño que desde Mercedes deben revisarlo.

Bien por el comando de caja, a mano, de recorridos precisos y muy dócil. Aunque, si miramos más allá, no le vendría nada mal una caja automática, la cual seguramente ya esté en los planes de la terminal para incorporarla según la demanda.

¿Cómo anda la Sprinter?

El 2.1 del Sprinter sigue siendo rendidor, aunque en esta oportunidad lo notamos más rumoroso que de costumbre, sobre todo hasta los 90 km/h. Eso sí: empuja prolijo y es muy elástico en todo rango de vueltas, con los cambios más largos ya que el GSI (indicador de marcha) nos avisa que recién pasadas las 2.000 debemos colocar la marcha siguiente.

Ahora bien, probamos los consumos con poca carga y sin nada. A 80 km/h viaja a 1.550 rpm y gasta 4,3 litros promedio, mientras que a 100 va a 2.000 rpm en sexta (2.300 si nos olvidamos y vamos en quinta) se las arregla con 5,9 el mínimo y 6,8 el máximo.

Sí, gasta poco, y pese a que “pide” los cambios en altas revoluciones –quizás para limpiar mejor el filtro de partículas– si venimos en cuarta a 70 km/h, por ejemplo, y aceleramos a fondo para hacer un sobrepaso, si pasamos los 100 km/h el indicador se saltea quinta y nos pide directamente la sexta.

Te puede interesar: Mercedes-Benz y una Sprinter adaptada para la accesibilidad

En ciudad, por su parte, el Sprinter dio entre 9 y 11,5 litros, dependiendo de la hora y el cansador tráfico entrada la tarde de un día de semana. En este periplo el pedal de freno nos resultó muy esponjoso y varía en demasía el tipo de frenada según la presión que se ejerza, lo que no permite acostumbrarse a un punto medio.

Muy bien presentada, no esperábamos menos de una Sprinter, esta edición limitada seguramente se convierta en una configuración más en la lista de precios ya que ofrece detalles extra y conserva un equipamiento destacado y que todo usuario (sobre todo el particular) busca en una herramienta de trabajo que también se convierte en un vehículo para el día a día.

A FAVOR
Posición de manejo
Equipamiento extra
Seguridad activa
Comando de la transmisión
Confiabilidad mecánica
Calidad de construcción
Robustez de la suspensión

EN CONTRA
Capacidad del tanque
Sin opción automática
Precio comparativo

FICHA TÉCNICA

MOTOR
Tipo: Diésel Euro 5
Cilindrada: 2.143 cm3
Cilindros/válvulas: 4/16 válvulas
Diámetro x carrera: S/D
Distribución: Doble árbol a la cabeza (cadena)
Alimentación: Inyección directa common rail, doble turbo e intercooler
Potencia máxima: 163 CV a 3.800 rpm
Torque máximo: 360 Nm (36,7 kgm) a 1.400 rpm

TRANSMISIÓN
Tracción: Trasera
Caja de cambios: Manual, 6 marchas
Rel. Diferencial: S/D

SUSPENSIONES
Delantera: Independiente, ballestas transversales parabólicas, amortiguadores de doble efecto y barra estabilizadora
Trasera: Eje rígido, ballestas parabólicas con tope, amortiguadores de doble efecto y barra estabilizadora

FRENOS, DIRECCIÓN Y RODADO
Freno delantero: A disco ventilado
Freno trasero: A disco
Asistencias: ABS+EBV+BAS+ESP+ASR
Dirección: Asistencia eléctrica
Neumáticos: 225/75 R16

PESOS Y CAPACIDADES
Peso en orden de marcha: 2.290 kg
Capacidad de carga: 1.210 kg
Tanque de combustible: 71 litros

DIMENSIONES
Largo/ancho/alto: 5.932/2.020/2.620 mm
Distancia entre ejes: 3.665 mm
Largo caja de carga: 2.502 mm
Ancho caja de carga: 1.787 mm
Alto caja de carga: 2.020 mm
Volumen total: 4,5 m2

 test-drive-mercedes-sprinter

 test-drive-mercedes-sprinter

 test-drive-mercedes-sprinter

 test-drive-mercedes-sprinter

 test-drive-mercedes-sprinter

test-drive-mercedes-sprinter

Dejanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

utilitarios |

Test Drive: Mercedes Sprinter Furgón Mixto 4+1 (3ra parte)

En esta última entrega, nos centramos en la parte mecánica, prestaciones, sensaciones y pros y contras al volante del Sprinter Mixto 4+1.

test-drive-mercedes-sprinter

Vigente, y más que nunca (en Europa este motor fue reemplazado por uno Euro 6), el eficiente 2.1 biturbo pasó de 150 a 163 caballos y recibió algunas modificaciones como la reducción de la fricción de los componentes en su interior o el nuevo sistema de dirección asistida eléctrica que aporta a la reducción de consumo de combustible mientras que facilita las maniobras, algo que pudimos apreciar mientras la estacionábamos en las calles de CABA.

Acoplada a esta clásica y muy querida mecánica encontramos una nueva caja manual de seis marchas que se destaca por el aumento de transmisión de torque, reducción de peso y dimensiones, y por incluir de serie la preinstalación de una toma de fuerza, un plus para aquellos usuarios que utilizan implementos en versiones Chasis.

En la práctica es muy cómoda para manejar ya que la posición ideal se encuentra rápidamente y al milímetro, lo mismo para el botón de arranque: adiós llave. Mientras repartíamos algunas revistas y oficiábamos de transporte “amigo” llevando un lavarropas con envío puerta a puerta –obvió, ni para el gasoil nos tiraron una moneda…–, nos encontramos con una suspensión levemente tirando a rígida, no tanto como los furgones de Stellantis, más similar a un Transit.

Te puede interesar: Mercedes cambia una pieza importante del Sprinter ¿De cuál se trata?

Esto es porque se realizaron ajustes en la suspensión del chasis de la Sprinter que no modifican la capacidad de carga pero que elevan el equilibrio en la carrocería copiando debidamente las imperfecciones del asfalto.

La dirección es una delicia en plena urbe, sobre todo para estacionarla. Una lástima que los espejos sean angostos (y no tengan plegado eléctrico) y que se dificulte la visibilidad hacia atrás debido al parante de la guía de la ventana. Un tema de diseño que desde Mercedes deben revisarlo.

Bien por el comando de caja, a mano, de recorridos precisos y muy dócil. Aunque, si miramos más allá, no le vendría nada mal una caja automática, la cual seguramente ya esté en los planes de la terminal para incorporarla según la demanda.

¿Cómo anda la Sprinter?

El 2.1 del Sprinter sigue siendo rendidor, aunque en esta oportunidad lo notamos más rumoroso que de costumbre, sobre todo hasta los 90 km/h. Eso sí: empuja prolijo y es muy elástico en todo rango de vueltas, con los cambios más largos ya que el GSI (indicador de marcha) nos avisa que recién pasadas las 2.000 debemos colocar la marcha siguiente.

Ahora bien, probamos los consumos con poca carga y sin nada. A 80 km/h viaja a 1.550 rpm y gasta 4,3 litros promedio, mientras que a 100 va a 2.000 rpm en sexta (2.300 si nos olvidamos y vamos en quinta) se las arregla con 5,9 el mínimo y 6,8 el máximo.

Sí, gasta poco, y pese a que “pide” los cambios en altas revoluciones –quizás para limpiar mejor el filtro de partículas– si venimos en cuarta a 70 km/h, por ejemplo, y aceleramos a fondo para hacer un sobrepaso, si pasamos los 100 km/h el indicador se saltea quinta y nos pide directamente la sexta.

Te puede interesar: Mercedes-Benz y una Sprinter adaptada para la accesibilidad

En ciudad, por su parte, el Sprinter dio entre 9 y 11,5 litros, dependiendo de la hora y el cansador tráfico entrada la tarde de un día de semana. En este periplo el pedal de freno nos resultó muy esponjoso y varía en demasía el tipo de frenada según la presión que se ejerza, lo que no permite acostumbrarse a un punto medio.

Muy bien presentada, no esperábamos menos de una Sprinter, esta edición limitada seguramente se convierta en una configuración más en la lista de precios ya que ofrece detalles extra y conserva un equipamiento destacado y que todo usuario (sobre todo el particular) busca en una herramienta de trabajo que también se convierte en un vehículo para el día a día.

A FAVOR
Posición de manejo
Equipamiento extra
Seguridad activa
Comando de la transmisión
Confiabilidad mecánica
Calidad de construcción
Robustez de la suspensión

EN CONTRA
Capacidad del tanque
Sin opción automática
Precio comparativo

FICHA TÉCNICA

MOTOR
Tipo: Diésel Euro 5
Cilindrada: 2.143 cm3
Cilindros/válvulas: 4/16 válvulas
Diámetro x carrera: S/D
Distribución: Doble árbol a la cabeza (cadena)
Alimentación: Inyección directa common rail, doble turbo e intercooler
Potencia máxima: 163 CV a 3.800 rpm
Torque máximo: 360 Nm (36,7 kgm) a 1.400 rpm

TRANSMISIÓN
Tracción: Trasera
Caja de cambios: Manual, 6 marchas
Rel. Diferencial: S/D

SUSPENSIONES
Delantera: Independiente, ballestas transversales parabólicas, amortiguadores de doble efecto y barra estabilizadora
Trasera: Eje rígido, ballestas parabólicas con tope, amortiguadores de doble efecto y barra estabilizadora

FRENOS, DIRECCIÓN Y RODADO
Freno delantero: A disco ventilado
Freno trasero: A disco
Asistencias: ABS+EBV+BAS+ESP+ASR
Dirección: Asistencia eléctrica
Neumáticos: 225/75 R16

PESOS Y CAPACIDADES
Peso en orden de marcha: 2.290 kg
Capacidad de carga: 1.210 kg
Tanque de combustible: 71 litros

DIMENSIONES
Largo/ancho/alto: 5.932/2.020/2.620 mm
Distancia entre ejes: 3.665 mm
Largo caja de carga: 2.502 mm
Ancho caja de carga: 1.787 mm
Alto caja de carga: 2.020 mm
Volumen total: 4,5 m2

 test-drive-mercedes-sprinter

 test-drive-mercedes-sprinter

 test-drive-mercedes-sprinter

 test-drive-mercedes-sprinter

 test-drive-mercedes-sprinter

test-drive-mercedes-sprinter

Dejanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas