pickups |

De pick up a moto de nieve: instalan orugas en la Tesla Cybertruck y este es el resultado

Cybertruck, la pick up de Tesla, ya es una realidad y los preparadores comenzaron a meter mano para instalar diferentes kits como orugas para nieve.

pick-up-tesla-cybertruck-con-orugas

La pick up de Elon Musk se volvió tendencia en las redes desde antes de su lanzamiento oficial, que se vio demorado durante un largo tiempo, pero que por fin llegó al mercado norteamericano con su tan controversial silueta, prestaciones más que dignas y un precio por demás elevado.

Desde que la primer unidad pisó la calle, desde influencers hasta sus propios dueños comenzaron a publicar las características que más les gustan (o todo lo contrario) de esta pick up así como adaptaciones y pruebas a las que fue sometida.

Uno de ellos fue el creador del canal de YouTube @supercar_ron, que no perdió el tiempo después de usar a una Tesla Cybertruck como rampa para saltos en bicicleta y como objetivo para bebidas granizadas en varias demostraciones.

Te puede interesar
Tesla Cybertruck: cómo es y qué ofrece la pick up de Elon Musk

pick-up-tesla-cybertruck-con-orugas

revista tm digital

Ahora, la pick up eléctrica fue sometida a un nuevo test, pero esta vez mucho más complejo cobrando una nueva vida como moto de nieve al reemplazar sus llantas y neumáticos por un conjunto de orugas Helltraxx, un trabajo un poco más personalizado de lo que se esperaba originalmente.

Este proyecto que pasó de pick up a moto de nieve contó con la colaboración de Sparks Motors, que asumieron el desafío y aportaron su maníaca ética de trabajo y experiencia en el mundo de todas las cosas grandes y poderosas.

La pick up Tesla Cybertruck y el sistema Helltraxx, ¿Van de la mano?

Un vehículo con orugas Helltraxx está equipado para flotar sobre la nieve. Esta receta de fluctuación requiere, entre otras cosas, un par de ingredientes clave: potencia y superficie de contacto. Al Cybertruck no le falta potencia ni torque con más de 600 CV y ​​tres motores a bordo para hacer girar sus ejes.

Te puede interesar
¿Quién gana? Una pick up Chevrolet enfrenta al Tesla Cybertruck en la prueba más difícil

Además, cada oruga cuenta con una banda de rodamiento que tiene aproximadamente 2,5 pies de ancho (unos 76 cm), lo que crea una enorme zona de contacto con la nieve, suficiente para que el vehículo pueda permanecer encima en lugar de hundirse en ella.

pick-up-tesla-cybertruck-con-orugas

Con la flotación controlada por el sistema Helltraxx, el desafío fue fijarlos a la pick up eléctrica. En un mundo perfecto, se dice que el sistema completo se puede instalar en una hora. Pero, ¿Puede el Tesla Cybertruck soportar las tensiones adicionales de las orugas al girar el volante o atravesar una montaña de nieve?

Te puede interesar
Pagaron 400.000 dólares por una pick up eléctrica que todavía no se lanzó al mercado

Con un juego de espaciadores de ruedas en cada esquina, las orugas lograron mantenerse alejadas de los guardabarros de la carrocería del Cybertruck incluso al girar. Sin embargo, los brazos de control superiores de fábrica de la pick up no fueron diseñados para soportar las tensiones adicionales que las grandes orugas de nieve pueden ejercer sobre los componentes de la suspensión.

La prueba de manejo inicial desfiguró rápidamente el brazo de control superior original del lado del conductor y la Cybertruck regresó al taller. En su lugar se instala un brazo superior fabricado a medida mientras que los amortiguadores de serie fueron reemplazados por unos Fox y se incorporó una cantidad considerable de refuerzos a la carrocería para evitar imprevistos.

Te puede interesar
Tesla Cybertruck: cuánto carga y remolca la pick up eléctrica de Elon Musk

pick-up-tesla-cybertruck-con-orugas

Si bien la dirección trasera es una característica útil para las orugas, al instalarla el equipo descubrió sus deficiencias: la tensión de las orugas atravesó uno de los pernos de la barra de dirección trasera. Eliminar esta opción y agregar enlaces y conexiones más fuertes fue la solución a este problema.

Cuando llegó el momento de la prueba final en la nieve, la pick up de Tesla estaba equipada con un paragolpes delantero personalizado, guardabarros basculantes blindados, más de 6.000 dólares en luces LED y un ploteo de vinilo con estampado de camuflaje en toda la carrocería.

Flotar sobre la nieve no fue un problema y la entrega de potencia instantánea de la pick up eléctrica aparentemente no tuvo problemas para acelerar en este periplo hasta las 40 mph (64 km/h).

pick-up-tesla-cybertruck-con-orugas

¿Aprobó el examen? No, ya que se produjo una falla cuando la Cybertruck descendió de una pendiente a un terreno plano, un escenario que comúnmente prueba hasta qué punto puede articularse la suspensión de un vehículo. Finalmente, el apalancamiento de las orugas y los espaciadores de las ruedas doblaron el eje hacia adentro. Otra vez será…