pickups |

Clase X, la pick up Premium que buscó enfrentar a Ford y Toyota pero fracasó en el intento

El ejemplar que ocupa esta nota no fue uno más. El proyecto de la primera pick up de la marca alemana fue una apuesta en grande que se vio inmediatamente opacada.

mercedes-benz-pick-up

Una pick up que tuvo todo para estar a la altura de las número uno. Una marca que nunca deja nada al azar y es representante en mayoría de segmentos, incluidos hatch, sedanes, SUV y hasta camiones. Un acuerdo entre tres terminales (una francesa, otra japonesa y alemana en cuestión) que no terminaría de la mejor manera.

La industria automotriz vio fracasar una infinidad de proyectos en todo el mundo. En el nicho de las pick up el más recordado, pero el más actual por así decirlo, es el de la Mercedes-Benz Clase X, un inédito modelo mediano que la marca alemana tenía planeado fabricar no solo en Europa sino también expandirse en Sudamérica.

En el Viejo Continente, al menos llegaron a producirse algunas unidades y por eso en esta ocasión, gracias a los amigos de auto test  accedimos a imágenes de una pick up Clase X que se vendió en Chile. Vale resaltar que se trata de una pick up que compartía plataforma con la Nissan Frontier y la Renault Alaskan, como parte de una asociación entre las tres compañías, que lógicamente no culminó de la mejor manera.

Te puede interesar
El sueño de Kia de competir con Hilux: ya empezaron las pruebas de su pick up

mercedes-benz-pick-up

revista tm digital

Claramente, y a diferencia de los dos modelos que hoy se producen en el centro industrial de Córdoba, en Argentina, la Mercedes Clase X tenía un diseño propio con la identidad de la casa de Stuttgart, sobre todo en la imagen frontal y el interior, que presentaba una plancha única y singular y, con una calidad de ensamblado superior.

Incluso por el lado mecánico se darían claras diferencias: si bien la pick up alemana compartía la gama de bloques con las francesa y japonesa (el 2.3 monoturbo y biturbodiésel) también sumaba una variante exclusiva llamada 350d, con un motor V6 de 3 litros y 258 CV, acoplado a una caja automática de siete velocidades. De esta forma, sería en la actualidad una rival directa para las Volkswagen Amarok y Ford Ranger de misma arquitectura.

Te puede interesar
Desde ambulancias hasta flat deck: Toyota transforma las Hilux y Hiace a gusto del comprador

Como se sabe, todo terminó de manera abrupta ya que en 2019 la filial argentina del Grupo Daimler emitió un comunicado de prensa que resaltaba: “Después de revisar el caso de negocio y en alineación con el socio colaborador (Nissan), se decidió no producir la Mercedes-Benz Clase X en Argentina”.

Mercedes-Benz Clase X, ¿Qué pasó con la pick up Argentina?

Si bien en Argentina el proyecto para fabricarla fracasó, lo cierto es que en Europa la Clase X comenzó a producirse en la planta española que Nissan tiene en Barcelona. El lanzamiento industrial tuvo lugar en 2017 y en 2018 la pick up de Mercedes-Benz llegó a los concesionarios de Europa, Australia y Sudáfrica. Las ventas ese año fueron de aproximadamente 16.700 unidades, cifra que cayó a 15.300 en 2019.

Te puede interesar
Más deportiva que nunca, Toyota lanzó la nueva Hilux GR Sport 2023 en Argentina

mercedes-benz-pick-up

El acuerdo para producir la Mercedes-Benz Clase X en España contaba con una vigencia hasta 2026, pero en diciembre de 2019 la empresa germana decidió adelantar la fecha para mayo de 2020, que luego fue modificada una vez más cuando en marzo de ese año el mundo entero quedó paralizado por la llegada del Covid-19.

Finalmente, en 2020 la marca alemana canceló el contrato de producción firmado junto a Nissan debido, principalmente, a la pandemia de coronavirus, aunque la realidad es que las ventas tampoco acompañaron al modelo de la casa de la estrella.

Te puede interesar
¿Copia a Tesla? Ford desarrollaría una nueva cúpula para sus futuras pick ups

mercedes-benz-pick-up

Medios especializados europeos afirman que el fracaso de la Clase X en los mercados donde se comercializó se debió a una mala percepción por parte de los usuarios que esperaban un producto completamente nuevo y desarrollado íntegramente por Mercedes-Benz. En su lugar, se encontraron con una pick up que en sus entrañas no dejaba de compartir chasis, motor y transmisión de un fabricante generalista.