novedades |

Isuzu presentó dos nuevos camiones para su serie N

La Serie N representa camiones livianos equilibrados para las aplicaciones diarias. Están diseñados para ser duraderos y mantener bajos costos operativos.

Desde que lanzó en 2017 la comercialización para el mercado local del japonés NPR75, el camión liviano N°1 en el mundo, Isuzu buscó satisfacer las necesidades de transporte de sus clientes logrando convertirse en un aliado estratégico. Con la meta de seguir en la misma senda, la marca japonesa amplía su línea de camiones Serie N,  gama que apunta al segmento de vehículos comerciales livianos, al incorporar las versiones NPR75 Cabina Doble y NQR90.

El Isuzu NPR75 Cabina Doble fue diseñado para transportar personal en un entorno seguro, espacioso y cómodo. Este modelo es ideal para quienes precisan una cabina integrada con capacidad para 7 personas: un conductor y seis pasajeros. En términos de aplicación práctica, numerosas industrias pueden beneficiarse de las prestaciones del NPR75 Cabina Doble. Se incluyen entre otras, las de uso gubernamental y municipal, extinción de incendios, servicios de jardinería, grandes empresas de producción y eventos, trabajadores de la construcción, industrias forestales y cualquier industria que requiera transporte de mano de obra y bienes.

El Isuzu NQR90 posee el chasis con la mayor capacidad de carga en la gama de camiones livianos de la marca. Fue diseñado para otorgar una gran capacidad de carga a través de sus 9.500 kg de peso bruto total. Es ideal para maniobrar en un flujo denso con estacionamiento y carga/descarga frecuentes, siendo una excelente opción para el transporte urbano e interurbano, ya que se destaca por su robustez y calidad. Entre otros atributos, se pueden mencionar su potente motor diésel con un volumen de 5,2 litros, que corresponde al estándar Euro 5; sistema de frenado neumático confiable, que aumenta significativamente la eficiencia del frenado; aumento de la capacidad del tanque de combustible, minimizando el número de visitas a estaciones de servicio; indicadores mejorados de comodidad de la cabina (manijas grandes y cómodas que se pueden abrir fácilmente incluso con guantes, un bloque adicional de espejos, una cabina aerodinámica y una distribución de ductos bien pensada).

Isuzu, en calidad de líder mundial en la producción de motores diésel para vehículos comerciales, ha desarrollado su nueva serie de motorizaciones Euro 5 que se basa en los conceptos de tecnología y performance. El motor 4HK1 TCN del NPR75 Cabina Doble con 153 CV genera menos  emisiones contaminantes y mayor eficiencia de combustible. El motor 4HK1 TCS del NQR90 ofrece mayor potencia con 190 CV, emisiones más limpias y una excelente eficiencia de combustible. Esta nueva generación de motores diésel aumenta la eficiencia total del vehículo.

Las situaciones de trabajo extremo exaltan las características de los camiones Isuzu; su robustez se adapta al transporte de todo tipo de materiales. La tecnología de sus motores diésel lleva a un consumo reducido de combustible. Un hexaedro ligeramente aumentado es la filosofía de diseño que integran todos los camiones Isuzu. El concepto es sólido, limpio y emotivo, una belleza funcional que no tolera líneas, facetas o elementos de marcación innecesarios. La cabina cuadrada es un diseño de belleza funcional, aerodinámico y que hace un eficaz uso del espacio. Con una excelente accesibilidad, la cabina constituye un espacio de trabajo con todo lo necesario, diseñada para proporcionar la máxima utilidad, seguridad y confort. La gran rigidez de la cabina proporciona un mayor nivel de seguridad en caso de colisión. El marco y la zona central de las puertas han sido reforzados para mantener la integridad, formando una cavidad protectora que limita las lesiones en caso de accidente.

La posición de conducción puede ser ajustada según las exigencias del conductor, regulando el volante en altura e inclinación, así como los asientos, caracterizados por una mayor regulación de la distancia y un ángulo de inclinación más ancho. Los nuevos asientos resultan más cómodos, mientras que su superficie más llana agiliza la entrada y la salida de la cabina.

El rango de visibilidad permite al conductor detectar objetos o personas desde muy lejos o muy cerca, dando tiempo suficiente a reaccionar. Además, los faros verticales cubren un área más extensa de iluminación durante la noche, aumentando la seguridad y visibilidad.

Dejanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *